Una pareja de ancianos pertenecientes a la comunidad Suri Diaguita Kalchaki del paraje El Paso en la localidad de Cafayate, fueron absueltos este viernes por la Sala I del Tribunal de Juicio, a cargo del Juez Javier Aranibar , en un proceso penal al que habían sido llevados imputados por estafa.

Ambos integrantes de la comunidad originaria contaron con la defensa del Dr. Jaime López Figueroa a cargo de la Unidad de Defensa Pública N°2 y el acompañamiento del Lic. Martín Yáñez, antropólogo del Gabinete de Consultores Técnicos de la Defensa quien fue el encargado de llevar adelante el trabajo para acreditar la condición étnica de los imputados y demostrar la pertenencia de los mismos a la comunidad originaria.

El pedido de desalojo de las tierras donde la pareja realiza actividades de pastoreo y cultivo se genera a partir de la denuncia de un individuo quien aseguraba ser el propietario de las mismas, sin título de propiedad alguno y tratándose de tierras fiscales actualmente reclamadas por la comunidad indígena Suri Diaguita Kalchaki amparados por la vigencia de la Ley Nacional 26.160 que “-suspende la ejecución de sentencias, actos procesales o administrativos cuyo objeto sea el desalojo o desocupación de las tierras que ocupen las mismas-“

El denunciante los había inducido a firmar engañados un convenio de comodato sin certificación notarial, autorizando el uso de las tierras por parte de los demandados por el término de 5 años. Cumplidos los mismos y ante la negativa a desalojar las tierras y sus pertenencias, el hombre inició un proceso judicial contra la pareja.

De este modo la Defensa Pública, a través de la intervención del Dr. Jaime López Figueroa, logró la salvaguarda de dos aspectos característicos y propios de la condición de vulnerabilidad tales como la ancianidad sumada a la pertenencia a una comunidad originaria.